Fundación Grupo Tragaluz Niños del Mundo colabora en el proyecto “Comidas en familia”

Fundación Grupo Tragaluz Niños del Mundo colabora en el proyecto “Comidas en familia”

28/12/2016

Paula Ospina, directora de la Fundación Grupo Tragaluz Niños del Mundo, nos sorprende con una visita. En esta ocasión no la acompaña Tomás Tarruella, socio cofundador del Grupo Tragaluz y Fundador de En Compañía de Lobos. Quiere ver cómo está quedando el comedor social, que ha dado un gran cambio. Grupo Tragaluz ha donado mesas y sillas, ha construido un nuevo banco que hará que haya más plazas en el comedor y ha pintado todo el comedor y parte de las oficinas de la fundación. Desde aquí queremos dar las gracias a Paula, Tomás, Miquel, María y equipo. Estamos más que agradecidos.

Taza de café en mano, nos sentamos en el nuevo banco y empezamos a charlar.

Grupo Tragaluz es una empresa muy conocida. Quizá no todo el mundo sabe que tienen una fundación. Paula, cuéntame cómo se crea y cómo se relaciona con Tragaluz.

En 2003 Tomás viajó en moto por el Lago Turkana y conoció a unos misioneros que hacían una gran labor. Allí vio la precaria situación de los nómadas de la región. Tomás volvió a España pensando en cómo ayudar a mejorar el presente y el futuro de niños en cualquier parte del mundo, y de esta inquietud surgió el actual formato de la donación voluntaria de un euro por mesa, en los locales del Grupo Tragaluz.

En las mesas de todos los locales hay un texto explicativo y una descripción de los proyectos. Esta gran hucha que se consigue gracias a todos los restaurantes, se destina directamente a los proyectos.

Empezasteis vuestra labor en la Fundación colaborando con proyectos de fuera de España, pero ¿de dónde surge la idea de ayudar aquí?

Antes colaborábamos mucho en África y Latinoamérica, pero desde la crisis trabajamos mucho más en Barcelona. Vimos que aquí había necesidad y decidimos dedicar recursos a estos proyectos. Actualmente se dedica casi un 80%.

¿Cómo y cuándo empezáis a colaborar con Fundació Roure?

Conocimos a Carmen hace algún tiempo, pero hasta hace poco no hemos sabido cómo podía encajar ya que el objetivo de nuestra fundación es la infancia. Hemos colaborado en la donación de algunos materiales. Más adelante, nos dimos cuenta que con el conocimiento de Tomás en espacio y decoración, y dejando más de lado el hacer una gran aportación económica, podíamos ofrecer también una ayuda y de ahí salió el proyecto del comedor social.

En el proyecto del comedor social habéis involucrado también a parte de vuestro equipo para esta colaboración. ¿Lo hacéis habitualmente?

Sí, sí, en este proyecto hemos implicado al pintor, a la persona que nos hace los bancos y a María, asistente ejecutiva de Tomás. En los proyectos en los que colaboramos en Barcelona, nos gusta responsabilizar al mismo Grupo Tragaluz, ya que son ellos la cara visible del restaurante y responden a las preguntas de los clientes, por lo que creemos muy importante que se sientan involucrados en el proyecto.

¿Algún proyecto en concreto del que estéis orgullosos?

Buena pregunta. Un proyecto reciente que nos entusiasma es el que estamos haciendo ahora con la fundación Llindar en Hospitalet, que hace formación para chavales en riesgo de exclusión. Estamos colaborando con ellos a largo plazo en una escuela/restaurante que acaban de abrir en  la Plaza del Repartidor en Hospitalet. Aprovechando el know how de Tomas Tarruella y de Jose Santiago, jefe de cocinas de varios locales del Grupo, hemos decorado lo que será el restaurante y actualmente trabajamos para incluir dentro del temario de estudios un sello Tragaluz, donde lo que aprendan en sala y cocina encaje más adelante en nuestra forma de trabajar. Lo ideal es que estos chicos, una vez formados, tengan oportunidades laborales en el Grupo Tragaluz. Es un proyecto que unifica la labor social de la fundación con la experiencia del Grupo y más adelante con las necesidades de ambas partes.

¿Qué es lo que más os gratifica al colaborar con entidades que luchan por mejorar las condiciones de vida de los niños?

Ver que aportas un granito de arena y que hay personas que reciben ese beneficio. Es una gran lección de vida que afecta a tu entorno inmediato.

Paula, muchas gracias por la visita y por todo lo que hacéis por la Fundación.

Para más información:

http://fundaciongrupotragaluz.org/

http://grupotragaluz.com/

http://www.encompaniadelobos.com/